sábado, 27 de junio de 2015

La Gracia de Dios y la Sanidad Divina



Tenemos sanidad incluida en la gracia de Dios.

En Efesios 2:8-9 dice que somos salvos por gracia por medio de la fe, y esto no es de nosotros porque es un don de Dios.

La palabra griega que se utiliza para "SALVOS" es SOZO, que no solo significa salvación eterna sino que tiene varios significados, entre los cuales se incluye la sanidad.

En la obra completa de Cristo en la cruz se incluye la sanidad.

Isaías 53:4-5
4 Ciertamente llevó él nuestras enfermedades, y sufrió nuestros dolores; y nosotros le tuvimos por azotado, por herido de Dios y abatido.
5 Mas él herido fue por nuestras rebeliones, molido por nuestros pecados; el castigo de nuestra paz fue sobre él, y por su llaga fuimos nosotros curados.

Mateo 8:16-17
16 Y cuando llegó la noche, trajeron a él muchos endemoniados; y con la palabra echó fuera a los demonios, y sanó a todos los enfermos;
17 para que se cumpliese lo dicho por el profeta Isaías, cuando dijo: El mismo tomó nuestras enfermedades, y llevó nuestras dolencias.

1 Pedro 2:24
24 Quien llevó él mismo nuestros pecados en su cuerpo sobre el madero, para que nosotros, estando muertos a los pecados, vivamos a la justicia; y por cuya herida fuisteis sanados.

Nuestra sanidad divina no depende de lo que hagamos, nuestras oraciones o confesiones o pactos u ofrendes. Depende de una persona, JESUCRISTO y su obra en la cruz.

El precio de nuestra sanidad ya fue pagado, el don (o regalo) de nuestra sanidad ya nos fue dado por Dios.

Solo recibimos este don de Su gracia por medio de la fe.

Por sus llagas ya fuimos sanados.